jueves, 17 de diciembre de 2009

EL ENCAÑETE - SU EVOLUCION

Sobre el Encañete, poco he podido recopilar, D. Luís García Ejarque, en su libro “Caudete de las Fuentes ayer y hoy” nos indica que parece ser que los primeros caños se pusieron sobre 1930.

Esta puede ser la imagen mas antigua que se conoce de él pertenece a la década de 1950

Esta otra forma parte ya de mis recuerdos, pertenece a 1975

En 1980 y….¿?¿… yo tomé esta panorámica del encañete, en esa época todos hablaban de él como la mejor agua y la mas fresca de todas las fuentes de Caudete, su sombra era la mas codiciada en los días calurosos de verano, yo pasaba allí muchos ratos disfrutando de ella y de las conversaciones que en ella se desarrollaban. Recuerdo que un día Ángel Borja y otro…¿?¿… (no se bien quien), levantaron la piedra que había en la parte superior y lo limpiaron de raíces y demás obstáculos que impedían la salida del agua, cosa que ocurría con cierta frecuencia.

Esta toma pertenece a 1990, el encauzamiento del río con paredes y suelo de cemento, lo sume en un pozo estrecho y profundo con accesos laterales que le resta eficacia y visibilidad, a pesar del frontis que le hacen para adornarlo.

Los encaños empiezan a flojear

Esta es la fisonomía actual, el frontis se ha mejorado un poco, se ha pintado, se recortó el muro que lo separa del río y se puso una barandilla dándole un poco mas de vista.

Los encaños dejaron de manar y se instaló un grifo manual del cual ignoro si sale agua, no pienso comprobarlo, ni creo que nadie lo haga.

Esta puede ser la vista más agradable de la que se puede disfrutar actualmente de él, en cuanto te acercas y te asomas a su interior, se te hace un nudo en la garganta, das media vuelta y sales disparado, me refiero naturalmente a los que lo conocimos en su época anterior. "Requiescat in pace". El Encañete.

4 comentarios:

MªCarmen dijo...

Recuerdo siendo una niña ir al paseo en verano a comprarme un polo en el kiosko que alli habia entonces y sentarnos en los escalones de piedra de detras del encañete y a la sombra de los arboles a comernoslo y ver pasar el agua del rio.
Que evolución mas penosa, la verdad dan ganas de llorar.

O.P dijo...

Ya no mana la fuente, se agotó el manantial;
ya el viajero allí nunca va su sed a apagar.


Ya no brota la hierba, ni florece el narciso,
ni en los aires esparcen su fragancia los lirios.


Sólo el cauce arenoso de la seca corriente
le recuerda al sediento el horror de la muerte.


¡Mas no importa! A lo lejos otro arroyo murmura
donde humildes violetas el espacio perfuman.


Y de un sauce el ramaje, al mirarse en las ondas,
tiende en torno del agua su fresquísima sombra.


El sediento viajero que el camino atraviesa,
humedece los labios en la linfa serena
del arroyo que el árbol con sus ramas sombrea,
y dichoso se olvida de la fuente ya seca.

Albertina dijo...

Definición de evolución, Diccionario de la Lengua española (una de varias entradas):

f. Desarrollo de las cosas o de los organismos, por medio del cual pasan gradualmente de un estado a otro.

Sobran comentarios, pobre Encañete.

Laura dijo...

A mí el Encañete es una de las cosas que más pena me da ver.
Es muy triste que esté en ese lamentable estado.
Otro de los sitios que hace que se me encoja el corazón es el lavadero...
Espero que con la ampliación del paseo podamos volver a disfrutar de ambos.
Laura.